Un juego sin hit logrado por varios lanzadores siempre tendrá mucho de qué hablar

@tonyfloresbb

Con lo difícil que es lanzar un No Hit No Run, con toda esa presión que se supone está en el ambiente, más complicado debe resultar llegar a relevar a un lanzador que no ha permitido mayores libertades.

El asunto de la presión es tal que basta decir que desde el año 2000 se han lanzado 56 juegos sin hit ni carreras y en otras 46 ocasiones un lanzador ha perdido la hazaña en el noveno episodio.

Por eso llama la atención lo hecho por Taylor Cole y Félix Peña, quienes se complementaron el 12 de julio de 2019 para lanzar el décimo cuarto No Hit No Run combinado de la historia. Fue un juego cargado de emotividad.

El día 1° de julio de 2019, el lanzador de los Angelinos Tyler Skaggs de 28 años, fue encontrado muerto en la habitación de su hotel. El 12 de julio el equipo jugó en casa por primera vez sin Skaggs en su roster, así que le organizaron un encuentro en su honor y nada mejor que un No Hit No Run con pizarra de 13 por 0

Por razones especiales muchos no cuentan el primer juego sin hit logrado por dos lanzadores. El 23 de junio de 1917, abrió por los Medias Rojas Babe Ruth quien le dio un boleto a primer bateador de los Senadores de Washington, Ray Morgan.

Pitcher y cátcher discutieron enérgicamente con el árbitro Brick Owens, quien terminó expulsándolos del juego, así que Ruth y Chet Thomas fueron relevados por la nueva batería, el lanzador derecho Ernie Shore y el receptor Sam Agnew.

Morgan fue out en intento de robo y Shore retiró a los dos bateadores que enfrentó. Pero no quedo allí, Shore retiró a 26 bateadores en fila en un trabajo perfecto.

El punto con este encuentro es que muchos lo han catalogado como un juego perfecto de 26 outs, pero eso no le puede quitar que fue el primer no hit no run combinado en la historia del béisbol.

Lo complicado de este logro se mostró el 26 de mayo de 1956, cuando Johnny Klippstein, de los Rojos de Cincinnati salió del juego luego de siete episodios permitir sin hit ante Milwaukee.

Había permitido una carrera en el segundo inning, con un golpeado, dos boletos y un fly de sacrificio y perdiendo una a cero fue sacado por un emergente en el octavo. El relevista Hershel Freeman, mantuvo la hazaña, pero nuevamente debió dar paso a un emergente en el noveno.

Joe Black entró a cerrar el juego que para entonces estaba igualado a una carrera y sacó el cero del noveno sin hit, logrando los primeros nueve innings sin imparables en un juego de la Liga Nacional en un trabajo combinado. Pero en el décimo recibió un doble y en el episodio once Black recibió otros dos imparables para perder el juego.

El 30 de abril de 1967 Steve Barber lazó sin hit ni carrera por ocho inning y Baltimore le ganaba a los Tigres de Detroit una por cero, la anotación de los Orioles de Baltimore fue producto de tres boletos y un fly de sacrificio de Luis Aparicio.

En el noveno, bateando los Tigres de Detroit, Norman Cash y Ray Oyler reciben boleto, Earl Wilson los mueve con un toque por tercera. Barber lanza un wild pitch y el juego se empató, con dos out Mickey Stanley logra un boleto y entró a lanzar Stu Miller, a quien Don Wert le bateó un fuerte roletazo que tomó en gran forma Aparicio, pero Mark Belanger no logró retener la bola en la segunda base y los Tigres  anotaron la de irse arriba.

Baltimore no pudo anotar en el cierre del noveno y el pitcher de los Tigres, Earl Wilson, se llevó el triunfo permitiendo solo dos hits, mientras que Barber cargó con la derrota en un trabajo sin imparables.

En el último juego de la temporada de 1975 los Atléticos de Oakland sorprendieron cuando cuatro lanzadores: Vida Blue, Glen Abbott, Paul Lindblad y Rollie Finger dejaron sin hit ni carrera a Twins de Minnesota.

Pero ese total fue dejado atrás el 11 de junio de 2003, porque los Astros de Houston dejaron sin hit ni carreras a los Yankees de Nueva York utilizando seis lanzadores: Roy Oswalt , Peter Munro, Kirk Saarloos, Brad Lidge, Octavio Dotel y Billy Wagner.

Pero solo fue una rareza que igualaron los Marineros de Seattle el 8 de junio de 2012 cuando utilizaron a los lanzadores Kevin Millwood, Charlie Furbush, Stephen Pryor, Lucas Luetge, Brandon League, Tom Wilhelmsen. y propinandole No Hit No Run combinado a los Dodgers de los Angeles.

Así que un juego sin hit logrado por varios lanzadores siempre tendrá mucho de qué hablar.